Un juzgado de Valladolid encausa por un delito contra la intimidad a un trabajador de un hospital por poner una cámara en un baño para grabar a compañeros

El Juzgado de Instrucción número 1 de Valladolid ha encausado por un presunto delito contra la intimidad al hombre investigado por colocar una cámara en un baño utilizado por el personal de urgencias del hospital en el que trabajaba. 
De las diligencias practicadas durante la instrucción judicial del caso se desprende indiciariamente que el investigado colocó en un bolsillo de un abrigo un teléfono móvil con la cámara activada y orientada al inodoro del baño ubicado junta al despacho de Enfermería y utilizado por el personal de urgencias.  
El dispositivo de grabación fue descubierto por una enfermera en abril de 2021.  
El magistrado instructor ha dictado un auto que transforma las diligencias previas en procedimiento abreviado. Con esta resolución,…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Generated by Feedzy