Y Andalucía se hizo de derechas

No hace mucho tiempo, hablar de la Andalucía socialista era una perogrullada y decir la Andalucía de derechas parecía un oxímoron. De hecho, el 2 de diciembre de 2018 Juan Manuel Moreno consiguió solo 26 diputados (el peor resultado del PP desde 1990) y solo salvó la cabeza —los cuchillos se afilaron internamente esa noche— gracias al empuje imprevisto de Ciudadanos y Vox, que le abrieron las puertas del palacio de San Telmo. Y, por supuesto, gracias a la debacle del PSOE, que ese día vio cómo cuajaba el cóctel explosivo que terminó con su desalojo del poder: el hartazgo de una sociedad gobernada por el mismo partido durante casi cuatro décadas, la corrupción que había corroído una Administración clientelar y el proceso de autodestrucción interna por la descarnada lucha entre Pedro Sánchez y Susana Díaz.

Seguir leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.